mi_vida_es_tuya

#MIVIDAESTUYA



El uso de los teléfonos móviles y la tecnología en general en los adolescentes se ha incrementado hasta generar una alta dependencia. Muchos de ellos están anulando su propia vida y, poco a poco se la están entregando a los dispositivos que usan. Evidentemente, usar cualquier tipo de nueva tecnología no es malo en sí mismo. Pero debemos vigilar si esa relación la estamos llevando demasiado lejos. Tengamos en cuenta que el abuso puede llevar a la dependencia y la dependencia a generar ciertos problemas.

¿Sabías que los adolescentes se consideran más infelices a causa de las nuevas tecnologías y las terapias de adicción al móvil se han disparado un 300%? ¿Y que 9 de cada 10 adolescentes disponen de entre dos y cinco dispositivos digitales personales?

Aquí van algunos datos más: Un 80% de los adolescentes reconoce que hace un «uso muy habitual e intensivo» del teléfono y un 72,4% admite que lo "mira constantemente"
Ante esta situación Sonae Sierra ha decidido colaborar con la Fundación Aprender a Mirar y lanzar la campaña “Mi vida es tuya”. Su objetivo es concienciar sobre los malos usos de las nuevas tecnologías, sus consecuencias y promover un uso responsable.

Es común pensar que usas el teléfono móvil de forma adecuada. Pero tal vez no es así.
Como cualquier dependencia, no es fácil reconocer el problema en uno mismo.
Por ello aquí tienes una serie de preguntas para averiguar si estás entregando tu vida a las nuevas tecnologías:

¿ERES ADICTO AL TELÉFONO MÓVIL?



CONSECUENCIAS DE LA DEPENDENCIA A LAS NUEVAS TECNOLOGÍAS.



OCHO CONSEJOS

PARA EL BUEN USO DE LA NUEVAS TECNOLOGÍAS

txt_legales cookies Configuración de Cookies